Foto de portada del escrito "Tus gafas y mi destino"

Prosa poética – Tus gafas y mi destino

¿Sabes qué siento cuando no sé qué sentir? Tú carcajada que se clava en los más profundo de mi sed. Cuando no sé qué ver miro tú reflejo en el escaparate de tu tienda favorita. En el momento que no se dónde estoy busco la primera esquina en la que te besé. Tus manos, mi chaqueta, mi miedo, tus dedos, todo.

Nueve días pasaron del viernes trece para poder empezar dieciséis veces a contarte porque me mataste veinte veces. Once meses tuvo el año en el que olvidé cuando dejé de sentir el aire. Seis días tuvo la semana que decidí olvidar por qué, por qué doce. Y entonces decidí que ese dolor tan enorme me acompañaría por siempre.

El cristal de tus gafas nunca refleja tu mirada porque le da miedo. Teme saber qué esconden tus ojos. Prefiere divertirse con los mechones de tu serpenteante pelo que juega a ser un río bravo. Le pasa igual que a tus rodillas: a veces sabe que están solo para chocar y proteger el resto. Ambos temen romperse, pero siempre resisten a tus locuras torpes.

Otras le pasa como a mi destino, lo dejas caer y se acaba haciendo añicos.


Escrito de Julián Fernández Ortiz (@jotadoce_)
Imagen extraída de wallhere.com

1 comentario en “Prosa poética – Tus gafas y mi destino”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *