Imagen de portada de la poesía "Quimérico"

Poesía – Quimérico

Ni te imaginas lo que siento
porque ni yo lo sé por dentro.
Te veo a cada día
y me maldigo.
Callo mi osadía
y por decir no digo.
Me hunde el pecho,
me destroza el peso,
me siento sin techo.
Te pido solo eso.

Irónico es poderte,
y más aún tenerte
cuando ni lo sabes,
ni tú si quieres intuyes.
Vengo a ti cuando huyes
a buscar tus llaves,
para abrir la puerta
que siempre estuvo abierta.
No sé si juegas
pero dime si niegas.

Estoy harto de esto,
tanto que me duele,
tanto que suele
decirme que molesto.
Pretérito infinito
y destino inocuo.
Razón de un loco
en la cordura del delito.

Dejaré de buscarte
con la esperanza de encontrarme.


Poesía de Julián Fernández Ortiz (@jotadoce_)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *